Consumo de bebidas gaseosas mientras corres

87
sodas

Las bebidas efervescentes,  carbonatadas o gaseosas, son ampliamente consumidas en la mayoría de los países del mundo.

Aunque al hablar de bebidas gaseosas es normal pensar en refrescos de cola llenos de azúcar y otras variedades, lo cierto es que el agua carbonatada o bebidas efervescentes también son buenos ejemplos.

Aunque en corredores abunda el consumo de bebidas deportivas (sin gas), no resulta extraño encontrar algunos fanáticos de los refrescos gaseosos que los consumen mientras corren.

Teniendo en cuenta ello y que durante la realización de otro artículo nos encontramos con un interesante Estudio al respecto, decidimos contarte los resultados de una investigación que comparó los efectos del consumo de agua, bebidas deportivas, y bebidas carbonatadas o gasesosas.

LOS ESTUDIOS

El Estudio tuvo por objeto comparar la diferencia en el vaciado gástrico entre el agua, agua carbonatada (soda),  una bebida deportiva de bajas calorías y una bebida deportiva de bajas calorías carbonatada.

Para entender cuál era el objeto del Estudio, vale decir que, el vaciado gástrico es un proceso que se da en el estómago, y consiste en la eliminación del contenido y su envío al duodeno.

Básicamente, el vaciado gástrico permite que los procesos de absorción de lo que consumes se ejecuten.

Para realizar el Estudio, los participantes rodaron en una bicicleta durante 20 minutos a una intensidad reducida (55% del VO2max) y luego de los primeros cinco minutos consumieron:

– Agua.

– Agua carbonatada.

– Bebida deportiva bajas calorías no carbonatada (sin gas).

– Bebida deportiva bajas calorías carbonatada (con gas).

Los participantes consumieron 5.5 ml por kilogramo de peso corporal de cada una de estas bebidas en cada una de las pruebas.

Como consecuencia de los análisis realizados, los investigadores detectaron tres interesantes resultados:

1.- No hubo diferencias en el vaciamiento gástrico entre las bebidas carbonatadas y las no cabonatadas (agua con gas vs. agua sin gas- bebida deportiva con gas vs. bebida deportiva sin gas).

2.- El consumo de bebidas deportivas retrasaron el vaciamiento gástrico en un 25%  en comparación con el agua.

3.- No hubo diferencias en los niveles de confort gastrointestinal ni relataron molestias.

Es decir que,  consumir bebidas gaseosas,  no retrasa el vaciamiento gástrico ni aumenta la sensación de molestias gastrointestinales al correr a intensidades bajas. 

Como no todos los entrenamientos que realiza un corredor son a intensidades bajas (corriendo lento), buscamos algún Estudio que analizara las diferencias pero a intensidades mas altas.

Así encontramos otro Estudio, pero realizado en ciclistas que hicieron cuatro pruebas rodando 120 minutos al 70% del VO2max (durante 105 minutos) y consumiendo:

– Bebida deportiva carbonatada (10% de carbos).

– Bebida deportiva no carbonatada (10% de carbos).

– Bebida no carbonatada sin carbohidratos

– Bebida carbonatada sin carbohidratos.

En base a los análisis realizados, los investigadores observaron que el grupo que consumió la bebida deportiva carbonatada tuvo un retraso del vaciamiento gástrico del 13.3%.

Los investigadores señalaron que esta diferencia resultaba estadísticamente poco significativa y que no hubo diferencias en las sensaciones de confort gastrointestinal.

CONCLUSIONES:

El consumo de bebidas carbonatadas es una opción de hidratación que puedes considerar, ya que no afectaría el vaciamiento gástrico ni la aparición de molestias gastrointestinales.

Sin embargo, te recomendamos que seas inteligente en la selección del tipo de bebida a consumir y su perfil nutricional.

Referencias

Effects of drink carbonation on the gastric emptying characteristics of water and flavored water http://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/1844401

The effects of a carbonated carbohydrate drink on gastric emptying, gastrointestinal distress, and exercise performance. http://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/1299496

Imagen | flickr.com/photos/irenewn/5021566948

Loading...
loading...