Post-Running: 4 cosas que debes dejar de hacer

456
corredoras

Lo que haces después de correr (post-running) es igual o más importante que lo que haces durante el entrenamiento.

Sin embargo, son muchos los corredores que terminan de entrenar y olvidan por completo esto.

Cometen errores graves que no solo impiden que mejoren, sino que también dañan su cuerpo y salud,  y reducen su rendimiento.

A continuación, te contaremos las 4 cosas que debes dejar de hacer después de correr.

1.- NO AL CIGARRILLO NI AL ALCOHOL

Son muchos los corredores que terminan de entrenar, y prenden un cigarrillo o salen de copas. Gran error.

Los cigarrillos contienen una serie de sustancias químicas con diversos efectos en nuestro cuerpo.  Además de tabaco, los cigarrillos, contienen nicotina y alquitrán (entre otras sustancias) que pueden afectar tu salud en general, tu sistema respiratorio y por ende tu rendimiento deportivo.

Al fumar cigarrillos, ingresa monóxido de carbono dentro de nuestro cuerpo, que reduce la capacidad de los glóbulos rojos de transportar oxígeno.

Fumar cigarrillos daña el sistema de limpieza y reparación natural de tus pulmones, lo que genera que los productos de desecho de fumar se queden en los pulmones.

Fumar aumenta la frecuencia cardíaca y la presión sanguínea, por lo que tu corazón debe esforzarse mas al correr, produciendo un mayor gasto energético y reduciendo así, tu rendimiento.

En un Estudio (Cooper et.al) se realizaron pruebas en aviadores (fumadores y no fumadores) antes y después de 6 semanas de entrenamiento.

Los resultados demostraron una relación inversamente proporcional entre el rendimiento físico y la cantidad de cigarrillos fumados al día y el tiempo desde el que fumaban.

Durante las pruebas en cinta, los fumadores demostraron un descenso en el volumen minuto (el volumen total de aire que entra y sale del pulmón por minuto).

Sabemos que no es fácil dejar de fumar, sin embargo es algo que deberías comenzar a analizar inmediatamente.

El alcohol es otro hábito complicado. El consumo diario y excesivo de alcohol es un hábito dañino para tu salud y el rendimiento de un corredor.

En un Estudio de Lang et al. se examinaron los efectos de la administración aguda de alcohol sobre la contractilidad ventricular izquierda mediante ecocardiografía y se encontró que el alcohol tiene un efecto depresor significativo en el corazón.

Loading...

El alcohol afecta utilización de sustratos energéticos durante la actividad física. Así, se ha demostrado que el consumo de alcohol disminuye la glucosa y la utilización de aminoácidos (Spolarics et al). El consumo de alcohol  induce hipoglucemia y disminuye la aparición de glucosa en el plasma por la disminución de la gluconeogénesis hepática.

El consumo de alcohol (aunque sea moderado) también puede interferir con la capacidad del cuerpo para recuperarse luego del esfuerzo físico ( Barnes et al).

Claro que el consumo de una copa de vino o cerveza (o la bebida de tu preferencia) no será un grave problema, pero abusar del alcohol si lo es.

2.- NO TRABAJAR EN LA RECUPERACIÓN

Cuando entrenas se producen daños en tu cuerpo  (es normal no te asustes). Cuanto más duro entrenas, más grande será el daño que se generará.

Afortunadamente tu cuerpo humano está programado para reconstruir esos daños de manera que la próxima vez se produzca un daño menor ante la misma carga de trabajo.

Si no le damos a nuestro cuerpo, el tiempo necesario para recuperarse y los nutrientes correctos para reparar el daño producido, la aparición de lesiones será muy probable.

Además, es muy importante que utilices ciertas técnicas que te ayudan a recuperarte más rápido.

Pese a ello, muchos corredores terminan de entrenar, van a su casa, se bañan, comen basura  y se tiran a ver la TV. Gran ERROR.

Los estiramientos, los masajes, la compresión y la aplicación de hielo son algunas de nuestras técnicas favoritas y que recomendamos que incluyas dentro de tu rutina post-running.


PÁGINA 2


Loading...